Archive for febrero, 2010

¿Qué puedes hacer tú?

En la web estosololoarreglamosentretodos.org te retan a salir de la pasividad y el pesimismo buscando soluciones desde la confianza y la lucha personal. Esta web está llena de historias que demuestran que, si queremos, podemos arreglar esto.

En su manifiesto (traducido a cuatro lenguas) nos exponen claramente lo que se proponen:

Queremos arreglar esto,  y no vamos a esperar a que nadie lo haga por  nosotros. Porque si no lo arreglamos nosotros, ¿quién lo va a hacer?

Llevamos demasiado tiempo viendo en todas partes lo mal que está todo. Es casi lo único que nos cuentan. Pero la crisis no solo está ahí fuera, también está en nuestras cabezas. Nos ha hecho perder la confianza, nos ha contagiado el pesimismo, el desánimo. Esto es lo primero que debemos arreglar, queremos recuperar la confianza.

Tenemos motivos para animarnos. En esta web encontrarás muchos. Historias de gente como tú y como yo, que se han enfrentado al momento, que demuestran que con ilusión, entrega y compromiso se puede conseguir todo. Gente que cree en sí misma y lo demuestra a diario desafiando la crisis.

Por ejemplo, ¿sabías que cada mes se crean cinco mil empresas en este país? ¿No te parecen cinco mil poderosas razones para creer? Queremos que conozcas esas historias, que te inspiren, que te animes, que las compartas, que formen parte de las conversaciones y que consigamos que acaben llegando a los medios de comunicación, a los telediarios, a los editoriales, entre las noticias de lo malo y lo peor.

Tenemos que contagiar la confianza de la misma manera que se ha contagiado el pesimismo. Porque cuando tú, y tú, y tú, y yo, nos convertimos en nosotros, no hay nada que no podamos arreglar.

Ya se han sumado más de veinte mil personas a esta iniciativa, y tú ¿quieres ayudar a arreglar esto?…

Anuncios

28 febrero, 2010 at 1:23 am 4 comentarios

Petición de reapertura del foro de CN

Crianza Natural S.L. es una empresa fundada con el propósito de difundir los principios de la que se ha venido en llamar crianza natural sobre la concepción, cuidado y desarrollo de los hijos. En su página web nos podemos encontrar toda una serie de consejos y artículos de acceso libre sobre el embarazo, la lactancia, la estimulación temprana y el sueño, entre otros, destinados a establecer un sólido vínculo afectivo entre padres e hijos.

Además en esta página contábamos con una ayuda de mucho interés para compartir toda esta información, se trataba de un foro en el que más de mil usuarias compartíamos dudas, experiencias, alegrías, noticias relacionadas… en resumen teníamos en esta “herramienta” un apoyo muy grande.

Hace cuatro días nos encontramos con el foro cerrado “temporalmente” sin previo aviso, con la explicación de que l@s administradores del foro necesitaban hacer un alto en el camino para reflexionar y hacer algunos cambios. Dado que entendemos que mantener un foro de tantas visitas y comentarios es complicado pero que también se trata de un punto de encuentro muy valioso para todas las mujeres que tenemos la misma forma de pensar en el tema de la maternidad y crianza, desde aquí quiero ayudar a enviarles firmas (de forma simbólica) de apoyo y a la vez de reclamo para que lo reabran cuanto antes.

Apoya con tu firma a demostrarles a l@s creadores de este foro que necesitamos su reapertura para poder seguir creciendo como mujeres y como madres.

Queremos que se reabra Crianza Natural

Gracias por tu apoyo!!

27 febrero, 2010 at 6:07 pm 3 comentarios

La bella y la bestia

DEJARSE TENTAR…

La fruta de producción industrial se almacena largas temporadas para que esté disponible todo el año. En ese periodo, manzanas y peras sufren pérdida de peso y alteraciones fúngicas (hongos). Para evitarlo, se utilizan químicos; los más usados, imazalil y tiabendazol.  Para que brillen, se rocían con ceras.

…POR UNA MANZANA

La fruta ecológica es de temporada. No tiene poscosecha y en la precosecha no se usan químicos. Las manzanas ecológicas tienen hasta un 50 por ciento más de metabolitos, con efectos antioxidantes y antimicrobiales. Presentan defectos de epidermis. Se considera ‘grave’ si superan los dos centímetros.

Si tienes claro que tipo de fruta (o cualquier otro alimento) deberías elegir para llevar a tu mesa… quizás debas seguir leyendo para tener más razones todavía…

“El dicho «comer con los ojos» tiene, como todo el refranero popular, su base `científica´. Cuando nos inclinamos por el alimento con mejor aspecto, respondemos a lo que en la jerga de la cata se conoce como ‘fase visual’ –un primer instinto–, a la que siguen las fases olfativa y gustativa. Pero la importancia cada vez mayor de los aspectos externos (presentación, apariencia, uniformidad, madurez, frescura) responde también a un requerimiento del mercado. Un reciente informe de la FAO explica que la prioridad `visual´ se ha incrementado al mismo tiempo que aumentaban los supermercados y las grandes superficies. En los sistemas de autoservicio, frente a las pequeñas tiendas con dependientes, el producto debe `autovenderse´ y aquel que no es seleccionado representa una pérdida para el comerciante. De ahí que su aspecto sea determinante.

Sin embargo, puede que la manzana más imperfecta tenga mejores cualidades alimenticias que la versión ‘bonita’ y que sepa mejor; y, desde luego, contiene muchos menos elementos contaminantes o potencialmente dañinos para el organismo, como restos de pesticida o abonos químicos: porque la versión menos `atractiva´ es fruto (nunca mejor dicho) de la agricultura ecológica.

Ahora bien, ¿por qué tiene peor aspecto? El biólogo y nutricionista Javier Arocena matiza incluso la pregunta. «La fruta ecológica no es que tenga peor aspecto porque sí. Lo que ocurre es que la fruta no ecológica, al tener mucha más agua –lo cual acelera el enmohecimiento–, es tratada con productos químicos que hacen que dure más. Si no fuera por los conservantes, esa fruta se pudriría antes.» Pero no es sólo una cuestión de conservación; se trata también de lograr uniformidad dentro del lote de frutas y verduras, que la manera en que vayan a ser presentados resulte irresistible a los ojos. Así, para conseguirlo, los tomates se tratan con etileno suplementario. La maduración de los frutos es iniciada por el etileno que ellos mismos producen, pero para acelerarla y controlarla se incrementa el etileno. Para lograr que además brillen, se emplean ceras para el recubrimiento en poscosecha. Estas ceras no sólo proporcionan brillo, sino un control de pérdida de peso, por lo que retrasan el envejecimiento de la fruta. Hay varias fórmulas, pero suelen combinar polietileno, carnauba y goma laca. Todos estos productos están autorizados dentro de las directivas de aditivos alimentarios, pero su sola enumeración ya resulta inquietante.

¿Tiene el fantástico aspecto de la fruta que nos venden en el supermercado alguna repercusión que pueda afectar a nuestra salud? La respuesta no es clara. No hay ninguna investigación que vincule directamente las frutas y verduras industriales con una enfermedad, pero la mayoría de los estudios realizados se inclina por las ventajas de los productos ecológicos: «Son más saludables», explica María José Frutos, profesora de tecnología agroalimentaria de la Universidad Miguel Hernández de Elche, «porque tienen menos productos potencialmente tóxicos, en muchos casos ha habido un incremento nutricional (de vitamina C, por ejemplo) y poseen compuestos fenólicos, que son antioxidantes y aminoácidos esenciales».

Hay, además, algunos datos que avalan las ventajas de una alimentación basada en productos bio. En un convento se proporcionó a algunas monjas, durante ocho semanas, una dieta ecológica, manteniendo la alimentación ‘normal’ para las demás. Las primeras mostraron un mayor bienestar físico y una mayor resistencia a enfermedades. En otro estudio se alimentó a madres recientes con alimentos ecológicos durante cinco meses y registraron un marcado incremento de ácidos grasos insaturados (omega-3s y ALC) en su leche materna.

Además de las ventajas para la salud, uno de los aspectos que más inciden en la decisión de compra es la huella medioambiental de los cultivos ecológicos. La agricultura ecológica contribuye a la biodiversidad y minimiza el impacto humano, y eso inclina a muchos a su consumo. Ahora bien, si todo son ventajas, ¿por qué el consumidor no se lanza en manada a por productos con la etiqueta bio? El mayor freno es el precio: un estudio elaborado en la Universidad del País Vasco muestra que estamos dispuestos a pagar hasta un 25 por ciento más; sin embargo, los autores sostienen que esa diferencia oscila entre el 45 y el 55 por ciento, lo que supone un freno a la hora de ofrecerse como alternativa a la agricultura convencional. Hay varios motivos que explican esta diferencia: se ha comprobado, por ejemplo, que durante los primeros meses del ‘transvase’ de métodos intensivos a procesos ecológicos, el terreno pierde entre un 10 y un 15 por ciento de su rendimiento. «No obstante, con el tiempo, esa tendencia se invierte», subraya Fernando Vilches, gerente de la Asociación Profesional de Productores y Elaboradores de Madrid (Apreco). El suelo necesita tiempo para recuperar su equilibrio, pero ésa no es, según Vilches, la razón principal. El elemento clave es el canal de distribución. Las grandes superficies tienden a mostrar una mayor diferencia de precio entre productos orgánicos y convencionales: un estudio en Córdoba mostró que en el caso de la cebolla llegaba a implicar una diferencia del 575 por ciento. Esta diferencia es muchísimo menor si se acude directamente al productor. No sólo se ahorra gastos de intermediarios, sino que también evita pagar por los intereses creados para favorecer la producción industrial. Eso sí, no espere que las manzanas brillen.”

Fuente: M.Prieto/Vida Sana – D.Méndez/Finanzas.com

25 febrero, 2010 at 7:56 pm 3 comentarios

¡Nadie duerma!

Os dejo un vídeo con unas ilustraciones en blanco y negro al compás de la genial aria del acto final de la Ópera “Turandot” de Giacomo Puccini, con la eterna y especial voz de Luciano Pavarotti regalándonos este tema: Nessun Dorma

Nessun dorma significa “Que nadie duerma”. Este es un dictámen que emite la fría princesa Turandot en las siguientes condiciones:

La princesa había propuesto tres acertijos al príncipe Calaf (del cual desconocía su nombre) con la condición de que si los acertaba se quedaría con su amor. Si no acertaba alguno de ellos, en cambio, moriría a manos del verdugo. Calaf, habiendo acertado los tres acertijos propuestos, se encontró con la negativa de la princesa de entregarle su amor. En un acto de grandeza, Calaf le propone a la princesa un acertijo. Si logra adivinar su nombre antes del amanecer, el se entregará por propia voluntad al verdugo.

Finalmente, ante tal propuesta de Calaf (que la princesa diga su nombre, el cual desconocía, antes del amanecer), ella propone a su reino “Nessun dorma (que nadie duerma)” hasta que se averigüe el nombre del príncipe. La princesa finalmente reconoce el nombre del principe: “Tu nombre es Amor“, le dice.

El príncipe desconocido
¡Que nadie duerma! ¡Que nadie duerma!
¡También tú, oh Princesa,
en tu fría habitación
miras las estrellas
que tiemblan de amor y de esperanza…!
¡Mas, mi misterio está encerrado en mí,
¡Mi nombre nadie lo sabrá!. No, no
Sobre tu boca lo diré
(Puccini: Sólo cuando la luz brille)
Cuando la luz brille
(Puccini: ¡No, no, sobre tu boca lo dire!)
¡Y mi beso fulminará el silencio
que te hace mía.!
Voces de mujeres
Su nombre nadie sabrá…
¡Y nosotras, ay, deberemos, morir, morir!
El príncipe desconocido
¡Disípate, oh noche! ¡Tramontad, estrellas! ¡Tramontad, estrellas!
¡Al alba venceré!
¡venceré! ¡venceré!

24 febrero, 2010 at 10:09 pm Deja un comentario

Vive el ahora, ¡sé FELIZ!

“¿Por qué soy feliz? y la filosofía oriental dice:
Porque cuando camino, camino.
Porque cuando como, como.
Porque cuando descanso, descanso.
Porque cuando río, río.
Porque cuando hablo, hablo.
Porque cuando beso, beso.
Porque cuando leo, leo.
Porque cuando medito, medito.
Porque cuando escribo, escribo.
Porque estoy ahora aquí, no luego.

Fragmento del libro Palabras para el Bienestar de Concha Barbero

Normalmente nuestros sueños y la búsqueda de la felicidad se proyectan en nuestros pensamientos a futuro. Pasamos la vida buscando lo que creemos nos colmará de felicidad y mientras por el camino pasamos por  la vida pisando de puntillas. Empleamos mucho tiempo en cuestiones que no nos alimentan el alma,  sino nuestro ego u otras actitudes negativas y perjudiciales. Nos afanamos en imitar o ser mejor que el vecino, no prestando atención a nuestra verdadera esencia.

Pero gozar de felicidad es más sencillo que todo eso. Es disfrutar de cada momento, de cada segundo. La felicidad es entusiasmarse con cosas pequeñas, valorar y amar lo que se tiene y dejar de ansiar aquello que no tenemos. Debemos de aprender a discernir entre lo verdaderamente importante en la vida y aquello que no tiene ningún valor para nuestro Ser.  Si, puede que al principio nos cueste salir de ese letargo, pero la verdad es que en nuestro interior tenemos todo aquello que nos permite alcanzar la verdadera felicidad, tan solo hay que percatarse de ello y VIVIR, experimentar placenteras experiencias en todo lo que hacemos y sacar de ello todo lo mejor.

Esta reflexión viene a raíz del libro que acabo de leer, del que saqué el primer fragmento para encabezar esta entrada y al que hoy hago referencia.

Palabras para el Bienestar,  nos muestra un camino que comienza con la autoobservación y culmina con el hallazgo de la propia esencia, de la plenitud vital. La autora Concha Barbero nos describe como llegar a esa utopía que todos buscamos (LA FELICIDAD)  a través de un viaje interior. Si logramos conseguir esa armonía interior, lograremos proyectarla a nuestro entorno más cercano. Pero para conseguir esto nos plantea una cuestión muy importante y es el: ser coherentes.

El libro como veis es un libro abierto a la reflexión sobre nuestro mundo interior, además aporta a cada reflexión citas muy a propósito del tema que trata. Os recomiendo su lectura así como os invito a comenzar ese camino en dirección a vuestra FELICIDAD.

19 febrero, 2010 at 7:51 pm 8 comentarios

Orejas carnavaleras

Como broche final de los carnavales quiero compartir con vosotr@s dos cosas, la primera unas fotos de una mami y su peque (dos personas muy especiales para mí) disfrazadas de payasetas, no sabría deciros quien lo pasaba mejor si la madre o la hija ¡¡jajjaja!!

pinchando en las fotos las veréis más grandes

Y segundo, os propongo hoy una receta típica de estas fechas (al menos en Galicia) “Orellas de carnaval” están hechas a base de  una masa frita dulce en forma de orejas. A continuación os pongo los ingredientes y la preparación.

Ingredientes (ecológicos*): 2 huevos – 2 cucharadas de azúcar moreno de caña – 100 grs. de mantequilla – 125 ml de leche templada – 1 cucharada de anís – 1 cucharada de bicarbonato – zumo de un limón – harina (la que admita) – sal.

Con las manos en la masa: separamos las claras de las yemas, batimos las yemas junto con el azúcar a continuación añadimos la mantequilla líquida, la leche, el anís y el zumo de limón. Montamos las claras a punto de nieve con un pizquita de sal.  Juntamos con los otros ingredientes y seguimos revolviendo. Empezamos a añadir la harina y el bicarbonato, amasamos bien ligando todos los ingredientes y añadiendo harina hasta que veamos que la masa se nos despega de las manos. El secreto está en amasar muy bien esta masa. Finalmente la dejamos reposar unos cinco o diez minutos tapada con un paño y luego cogemos pequeñas pelotitas que iremos dando forma de oreja estirando bien sobre todo por la parte central. Ponemos el aceite a calentar y freímos. Al sacarlas del fuego las ponemos sobre papel absorbente y espolvoreamos un poco de azúcar moreno por encima.

Estas son mis orejas carnavaleras…

18 febrero, 2010 at 12:53 am 6 comentarios

Software libre, estándares abiertos y sostenibilidad.

Mira este tornillo. Desde luego, no es uno de los cuatro tornillos de ensamblado de una tostadora de la marca Moulinex. Si vieras uno de ellos, descubrirías que es del tipo de cabeza de estrella de 6 puntas, sin embargo, un pequeño saliente en el centro impide que pueda ser accionado por un destornillador común.

Ahora piensa en un documento de MS Word y recuerda el tornillo de Moulinex. ¿En qué se parecen?. Los dos requieren de una herramienta especial para su uso que sólo se puede conseguir de un único fabricante. No puedes abrir la tostadora estropeada si no tienes ese destornillador y tampoco puedes trabajar con un documento de Word, sin haber instalado un programa específico (MS Word), propiedad de un único fabricante (Microsoft) y haber cumplido con todos los términos de su restrictiva licencia.

El formato del documento de Word está tan extendido que suele considerarse como un estándar de facto, pero eso no lo convierte en un verdadero estándar. Sólo una empresa conoce sus interioridades. Sólo una empresa puede desarrollar una implementación (programa) que permita trabajar con ese tipo de archivo. Esto, que ya es un engorro a nivel particular, se agrava y se convierte en un problema de dimensiones sociales cuando se traslada a una escala colectiva, como una empresa o la Administración de un país (imagina a un país requiriendo, para el ejercicio de su gobierno, de un destornillador que no le acaba de pertenecer del todo). En el terreno del software, la solución a esta feroz dependencia pasa por la existencia de los estándares abiertos y el uso de software libre.

Un estándar abierto es algo:

  • adoptado y mantenido por una entidad sin ánimo de lucro, abierta a todas las partes interesadas,
  • publicado y cuya especificación está disponible de forma gratuita o a precio simbólico,
  • cuya propiedad intelectual se ofrece de forma irrevocable libre de regalías,
  • no hay restricciones en cuanto a la reutilización del estándar.

A diferencia del software tradicional, el software libre puede redistribuirse, modificarse y mejorarse sin limitaciones, lo que tiene muchas implicaciones en prácticamente todos los aspectos de los negocios relacionados con el software (diseño, formación, mantenimiento,…). La existencia de estándares abiertos facilita y promueve el desarrollo del software libre. Si existen especificaciones abiertas, tendremos la posibilidad de implementarlas a través de un programa. Siguiendo el ejemplo, todos podremos tener el destornillador.

Llegados a este punto, merece la pena comentar la fuerte relación entre desarrollo sostenible y el uso del software libre.

El software libre puede satisfacer las necesidades de todos, tanto ahora como en el futuro. Cada persona en el mundo tiene derecho a usar el software, modificarlo y copiarlo de la misma manera que los autores del mismo. Además, suele ser gratuito (aunque libre no significa gratis). De esta forma, el SL puede verse como un recurso o un legado que pertenece a toda la Humanidad. Incluso podemos decir que es reciclable, al permitirnos adaptar un programa a nuestras necesidades sin obligarnos a reinventar la rueda (con el consiguiente ahorro de esfuerzos y recursos).

En contraposición, el software privativo, con su modelo de licencias y código cerrado, priva de todas estas libertades a quien lo utiliza, hipotecando el futuro de muchos usuarios, empresas y paises que quedan cautivos de las estrategias de marketing y precios de las grandes corporaciones del software.

Fuente: sunshine

17 febrero, 2010 at 6:22 pm 3 comentarios

Entradas antiguas


Hoy puede ser un bonito día… ¡disfrútalo!

febrero 2010
L M X J V S D
« Ene   Mar »
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728

La vida es aquello que te va sucediendo mientras te empeñas en hacer otros planes. John Lennon (1940-1980)

Experiencia es lo que obtienes, cuando no obtienes lo que quieres. Randy Pausch (1960-2008)

Me han visitado:

  • 465,488 CURIOSILL@S

assagi

gracias

La Lista de Sinde

directorio de blogs de naturaleza
Paperblog
heart-wordpress
Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons