Desplastifica tu vida

9 diciembre, 2010 at 11:44 pm 10 comentarios

¿CÓMO?

  • Reduce residuos: Cada año en España se consumen más de 5.000 millones de botellas agua de plástico (solo se recicla un 13%)
  • Gana salud: El bisfenol A (BPA) que se encuentra en el plástico de las botellas puede causar cambios hormonales y afectar negativamente nuestra salud.
  • Ahorra dinero: Cuesta lo mismo medio litro de agua en botella que 1.000 litros de agua corriente.

¿Te apuntas a la revolución del agua?

¿Bebes agua? Sí, claro. Es algo vital y sano. Por eso, cada vez somos más los que le damos importancia a la calidad del agua que bebemos. La opción de beber agua del grifo, en muchas localidades no es recomendable, y es necesario comprar agua embotellada o instalar un filtro, un sistema especial. Cuando estamos en casa, tenemos agua buena para beber. Pero surge un problema cuando salimos a la calle. Basta con salir a pasear por casi cualquier lugar, para ver que es prácticamente imposible no encontrar alguna botellita de plástico tirada por el suelo; el plástico se ha convertido en la huella del ser humano. Cuando compramos una botellita de agua, lo que compramos es la botella, no el agua. Compramos el proceso de embotellamiento y el transporte de dicha botella, y luego la parte que le corresponde al que nos la vende. Nos gastamos cada año una barbaridad de dinero en algo que tendría que ser gratuito porque es una necesidad básica, como el aire. Hemos llegado a este punto.

Hace treinta años o menos, nadie compraba agua. Ahora es lo más normal. ¿Te imaginas la cantidad de botellas de plástico que acaban en los vertederos cada año, solo en este país? Nos la han colado muy sutilmente. Como son cantidades de dinero muy pequeñas cada vez, no nos damos ni cuenta (además no tenemos tiempo para pensar en esto, estamos demasiado ocupados). Incluso parece que optamos por la opción sana al comprar agua en vez de bebidas azucaradas. Ahora empieza a demostrarse que el plástico de las botellas de agua libera sustancias que amenazan nuestra salud y la del planeta. ¡Encima!

¿Te acuerdas de la campaña para dejar de utilizar las bolsas de plástico? Ahora mucha gente lleva su propia cesta o bolsa reutilizable para hacer la compra. Quiero proponerte que hagamos lo mismo con las botellas de agua. Sea cual sea el sistema que más te conviene en casa (filtro, sistema de purificación, comprar botellas grandes), cuando salgas a la calle, trae tu propia agua. Reutilizar una botella de plástico no es una opción muy duradera, tienen una vida muy limitada y pronto acaban en la papelera.

Es un gesto muy pequeño pero simbólico, al igual que dejar de utilizar bolsas de plástico. Es cierto que solo con esto no vamos a salvar el planeta. Pero cada vez que hacemos algo que está a nuestro alcance, cada vez que tomamos una decisión a favor de la Madre Tierra, ganamos un poco de optimismo y esto a la larga se va acumulando y nos permite tener fuerzas para tomar decisiones que tendrán más repercusión para el entorno.

Me encantaría ver cada vez más gente pasear con su cesta o bolsa de tela, y dentro una botella reutilizable de agua. Creo que sería algo revolucionario. Las multinacionales de distribución de agua (Nestlé, Coca-Cola…), se dedican a comprar manantiales públicos para tener el monopolio del agua dentro de unos años. ¿Queremos participar en esto?

Fuente: Melanie LeBlanc (RevistaNamaste)

Me ha gustado mucho este artículo, es más me ha venido al pelo para animaros a cambiar otro pequeño hábito, el de llevar nuestra propia botella (envase) reutilizable en vez de comprar una botellita de plástico cada vez que queremos beber fuera de casa.

Yo ya lo he puesto en práctica en el trabajo, ahora me llevo mi termo en lugar de comprar la botella de agua en la cafetería y además de colaborar con el medio ambiente estoy beneficiando mi bolsillo, y vosotros ¿os animáis?


 

Entry filed under: Campañas solidarias, Medio Ambiente. Tags: .

En busca de las primeras nieves Sobre la maternidad…

10 comentarios Add your own

  • 1. Lady V  |  10 diciembre, 2010 a las 11:49 am

    ¡Hola Ro!

    Espero que esa mini escapadita que te hiciste te haya recargado las pilas je, je y hayas disfrutado de la nieve.

    Pues sí esto de los residuos plásticos es una pesadilla, y aunque haya campañas de concienciación te das cuenta que muchas son sólo fachada como las de las bolsas de plástico en los supermercados. Lo bueno es que ha servido para concienciar un poquito más lo malo es que siguen dando bolsas y ahora las cobran.

    Lo de las botellas de plástico es otro frente abierto más, y tienes razón, habría que coger una botellita de cristal o un termo y llevarse el agua de casa. Yo lo suelo hacer también lo que pasa es que por otro lado compro garrafas grandes de plástico porque el sabor del agua del grifo se me hace rara.

    Lo de controlar el agua, un bien que está en la naturaleza, para sacar beneficio económico me parece una aberración más de esta economía devoradora nuestra.

    En fin un besito y como siempre gracias por compartir cosas interesantes.

  • 2. Nihacc  |  10 diciembre, 2010 a las 11:42 pm

    ¡Muy buena propuesta, Rocío! Yo también tengo mi botellita de acero inoxidable (y además bien chula, roja con dibujitos negros, que el diseño no está reñido con la ecología ;)) para llevar cuando voy de excursión y, por supuesto, mis bolsas de tela para ir al mercado (aunque a veces todavía me tenga que pelear con algunos tenderos para que no me calzen bolsas de plástico…).

  • 3. iñigo  |  11 diciembre, 2010 a las 2:26 pm

    Buenas,
    Ro, Lo que no es normal es que en la mayoría de los bares y restaurantes, te ofrezcan/vendan agua embotellada en plasticazo y/o similares.
    Lo curioso del tema es que en los restaurantes chinos te lo dn en botellas de cristal
    Y digo yo ¿ porque dan plástico en vez de cristal, sabiendo que los embotellados de vidrio, hoy por hoy son más económicos a la vez que reciclables?
    La respuesta es facil, facil, por comodidad. joder!!!!

    Muy buena entrada Ro, me gusta y me anima a cambiar mi hábito de compras.

    Saludotes

  • 4. Rocío  |  11 diciembre, 2010 a las 8:33 pm

    Hola curiosill@s!!

    Pues si… cuestión de hábitos y no pensar en las consecuencias que suponen, pero es tan simple como un día darse cuenta, entenderlo y querer cambiar. Ya sé que somos animales de costumbres pero éstas se cambian que para eso tenemos raciocinio o… cabeciña que es lo mismo. Si os parece buena idea, intentad eliminar los envases y embalajes de plástico de vuestra vida y aprovechad si tenéis que hacer algún regalito para que otros cambien también (una bonita bolsa de algodón, cáñamo o similares, un termo de acero inoxidable, una cantimplora…).

    Siempre existen las alternativas solo falta nuestro interés y un salto para cambiar.

    Un abrazo para tod@s!

  • 5. Nago  |  13 diciembre, 2010 a las 9:43 pm

    ¡Hola!
    Enhorabuena por esta entrada, Ro, me ha gustado mucho que tocaras este tema.
    Pues en nuestro caso,en casa el agua que bebemos es del grifo pero la filtramos con una jarra, (con la Brita, que es muy conocida), si nos vemos obligados a comprar agua embotellada guardamos las garrafas y luego las reutilizamos. También vamos a hacer la compra con nuestras propias bolsas y las que nos dan en comercios de ropa o similares las guardamos para tirar la basura, sé que incluso podríamos ahorrar en estas pero no es fácil no utilizar NINGUNA bolsa, es la costumbre y en ese sentido estamos muy mal habituados.No son muchas medidas pero creo que algo es siempre mejor que nada.
    Espero que entre todos vayamos concienciándonos y poquito a poco, o cuanto antes, mejor, ¡desplastifiquemos nuestra vida!

    Gracias por la iniciativa,(yo suelo llevar mi botella de plástico en el bolso que recargo cuando necesito, especialmente en verano.)

    ¡Un saludo!

    P.D.: Me gusta la decoración navideña del blog.😀

  • 6. Rocío  |  14 diciembre, 2010 a las 6:03 pm

    Hola Nago!

    Vaya, menos mal que coincidimos por estos lares que sino…😉 pues eso, que me parecen pequeñitos cambios en nuestras vidas que son beneficiosos para todos y además estos cambios a veces hasta son contagiosos y arrastran a otras personas, cosa que me encanta. En el trabajo empecé a llevar yo el termo y mis compis se apuntaron a traer las tacitas, así que ahora ya no vamos a cafetería y desayunamos con cosas que llevamos de casa. Siempre tiene que haber una persona que de el paso adelante porque seguro que detrás habrá más que lo den también😉

    Besitos guapetona, tengo ganas de veros!

  • 7. Nihacc  |  5 enero, 2011 a las 12:03 pm

    ¡Hola, Rocío! Acabo de ver este nuevo documental sobre el agua embotellada de Annie Leonard (la autora de The story of stuff y The story of cosmetics), The Story of Bottled Water (con subtítulos en castellano http://www.youtube.com/watch?v=DAV8gE4IIek). Me ha parecido muy interesante. ¡Saluditos!

  • 8. Gabriela Bejarano  |  4 mayo, 2011 a las 4:24 pm

    hola:

    me gusta mucho leer notas como ésta, ya que me hace sentri y pensar que hay personas que si están haciendo algo útil por la vida y la Madre Tierra, mucha de la gente que conozco cuando hablamos del tema, me dicen que aunque compran agua embotellada por ejemplo de 1 litro, usan la botella mas de una vez, que al menos no la tiran de inmediato, pero a mi me parece que no es suficiente, que mejor sería ni siquiera haber comprado esa botella desechable porque aunque se usen mas de una vez, finalmente su vida útil es muy corta, mejor sería cargar una botella que si se pueda reutilizar miles de veces. Pero con quejarse o “regañar” a las personas no basta, es necesario una sensibilización de una forma amigable con la infomación y los porques necesarios para cambiar ese “hábito” de comprar botellas desechable, así que se me ocurre hacer una campaña con las personas a mi al rededor, en mi trabajo, familia y en los grupos con los que convivo.

    Aunque cargar con una botella no desechable parezca una pequeña acción, sumada daría miles de botellas de pet menos al ambiente.

    tengo algunas ideas de como hacer esta campaña local, pero si alguien tiene alguna que lea esto lo ha hecho o tiene mas ideas, agradecería si me las comparten.
    mi mail es gbejaranocruz@yahoo.com.mx

    saludos!

  • 9. iñigo  |  5 mayo, 2011 a las 12:22 am

    Buenas,
    Tambien hay que darse cuenta lo que cuesta un litro de agua embotellada. Equivale al precio de más de 1000 litros aprox. del agua del grifo.
    Digo esto, porque ademas de reutilizar bien las botellas de agua, no es necesario hacerles el juego a esta sociedad consumista.
    Con esto y lo otro, hacemos que hasta se contamine menos la tierra. Por esto de el coste que supone hacer los embases de plasticazo…
    ¿No os parece?

    Saludotes nocturnos.
    P.d. Sabes Ro, me sigue gustando mucho este articulo, Es de lo más oportuno, despues de la desgracia y posterior contaminación radiactiva en el mar de Japón.

  • 10. Rocío  |  5 mayo, 2011 a las 9:04 pm

    Hola Gabriela!

    Es importante que cada uno de nosotros esté concienciado pero también es muy importante después transmitir y compartir esa idea haciendo que esa acción se propague. Por eso iniciativas como la que quieres hacer a nivel local son interesantes. En cuanto a las ideas piensa en todas las ocasiones que necesitamos tener una bebida cerca y cambia su envase original (seguramente plástico o vidrio me da igual… ambos deshechables) y cámbialo por tu envase personal y duradero. Te pongo un ejemplo, si vas al gimnasio verás a la mayoría de los que están practicando deporte con su botellita de plástico de tal o cual bebida, pues… tú llévate tu cantimplora o tu botella habitual y reciclable e intenta iniciar con ellos una conversación sobre este tema, quizás algunos te tomen por lunática pero otros quizás cambien de hábito y eso será lo que has logrado. Ánimo!

    Iñigo el detalle que comentas también es de suma importancia, no es fijarse solo en el continente sino también en el contenido. El agua no por estar embotellada es más sana que la que sale de nuestros grifos que se supone que está potabilizada y perfectamente controlada para su consumo y por la que ya pagamos. Pero desde hace unos años (tampoco muchos) se descubrió el gran negocio del agua, algún iluminado envasó un litro de agua y la cobró al doble (por decir algo) de lo que cuesta en realidad y a partir de ahí se convirtió en el negocio del siglo. Si no nos “fiamos” del agua de nuestras ciudades en vez de consumir plásticos por un tubo y pagar dos veces por el agua tenemos varias opciones, yo os puedo hablar de una de ellas si os interesa. Las destiladoras de agua. Hace un par de años que la compramos para nuestro consumo particular y estamos muy contentos con esta decisión. Si, en breve os hablaré del tema.

    Un saludito!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


Hoy puede ser un bonito día… ¡disfrútalo!

diciembre 2010
L M X J V S D
« Nov   Ene »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  

La vida es aquello que te va sucediendo mientras te empeñas en hacer otros planes. John Lennon (1940-1980)

Experiencia es lo que obtienes, cuando no obtienes lo que quieres. Randy Pausch (1960-2008)

Me han visitado:

  • 448,117 CURIOSILL@S

assagi

gracias

La Lista de Sinde

directorio de blogs de naturaleza
Paperblog
heart-wordpress
Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons


A %d blogueros les gusta esto: